Cambiar de carrera

Es más normal de lo que creés, por eso preparamos esta nota para contarte cómo afrontar esta etapa.

Son muchos los jóvenes que decidieron en su último año de colegio empezar una carrera y en el ruedo se dieron cuenta que no era para ellos. Si sos uno de ellos quedate tranquil@, es normal y pasa más seguido de lo que pensás. Encontrar una vocación no es fácil, pero tampoco es imposible.

Muchas personas necesitan pasar por varias experiencias hasta dar con la correcta. Al inicio es común que haya varios cambios, ya que es la etapa donde la carrera se va diseñando y todas las elecciones que se toman son parte del autoconocimiento y aprendizaje del nivel superior. 

Las causas son varias: haber empezado una carrera por mandato familiar, ilusión con una salida laboral rápida y mejor remunerada que el resto, no haber investigado lo suficiente antes de la elección, presión social por estudiar una carrera “bien vista”,  y en otros casos, simplemente darse cuenta que la carrera escogida no era para vos.


Error-cambiar de carrera-viaedu

Realizar una nueva elección no es fácil, tenés que enfrentarte al miedo a volver a equivocarte y golpear nuevamente tu autoestima, y a la culpa. Culpa por el error cometido, porque tus padres quizás pagaron varios meses de una cuota en una universidad privada, y porque el tiempo pasa...  ¡Nada de esto es real! Los cambios y los tiempos de crisis ayudan a madurar, a conocerte más y siempre son positivos. Lo que tenés que hacer es ocuparte en vez de preocuparte. 

Primero y principal evaluá bien el porqué querés cambiar de carrera. Aunque sabemos que es difícil, intentá separar las posibles frustraciones propias del primer año universitario, tales como que te bochen por primera vez, recursar una materia, desaprobar un trabajo práctico o, si tuviste que mudarte a una nueva ciudad, los problemas relacionados al acostumbramiento a un nuevo espacio.


Pensá bien- cambar de carrera - viaedu

Una vez descartadas estas opciones, y pudiendo justificar el porqué querés dejar o dejaste la carrera, intentá no aislarte, no te avergüences y pedí ayuda. Sabemos que es difícil, pero considerá que le pasa a más jóvenes de los que pensás. Sacate de encima la presión de terminar rápido, cada uno tiene sus tiempos y sus procesos, no tenes que ser igual a tu compañero.

 

Si bien cambiarte puede ser visto desde afuera como un fracaso, seguramente para vos sea un alivio y eso está buenísimo, tu objetivo ahora es buscar lo que te haga bien, te entusiasme y te haga ser tu mejor versión.

¡No bajes los brazos y volvé a elegir, estas cosas pueden pasarnos a todos!

 

 

Podés hacerlo gif - cambiar de carrera- viaedu